Ventajas de contratar los servicios de un Centro Especial de Empleo - Emiser Facility Services
1484
post-template-default,single,single-post,postid-1484,single-format-standard,bridge-core-1.0.4,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-18.0.9,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.2.0,vc_responsive
 

Ventajas de contratar los servicios de un Centro Especial de Empleo

En nuestro anterior artículo hablábamos de «Qué es un Centro Especial de Empleo (como Emiser) y qué función cumple en la sociedad». 

Los Centros Especiales de Empleo cumplen con una doble función en la sociedad:

  1. Función integradora: fomentan la ocupación de personas con discapacidad, con el fin de rebajar la brecha que separa a los colectivos con discapacidad (25% de tasa de ocupación) del resto de colectivos.
  2. Función productiva: al tratarse de empresas, los CEE deben cumplir una función productiva. Deben actuar en el mercado como cualquier otra empresa, compitiendo en calidad de servicio o producto.

Hablábamos en nuestro anterior artículo de que entre un Centro Especial de Empleo y una empresa tradicional se produce siempre un «Win-Win». 

¿Qué ventajas tienen las sinergias entre empresas tradicionales y CEE?

1) Finalidad social tangible

Cuando una empresa decide asociarse con un Centro Especial de Empleo está aportando su grano de arena a su compromiso por una sociedad más justa y equitativa. Está propiciando la igualdad de oportunidades sin distinguir capacidades

Esta debería ser la principal motivación para asociarse y trabajar con un CEE. De alguna forma, estos centros están facilitando a las empresas su vocación social e integradora. 

Los CEE están al cargo del proceso de formación y adaptación de las personas con discapacidad a un sinfín de modelos productivos y de servicios. Además, realizan la coordinación y seguimiento de todos los equipos de trabajo y se aseguran de que el trabajo final es igual o mejor del que podría haber ofrecido cualquier otra compañía.

2) Cumplimiento imperativos legales

La legislación española establece la obligatoriedad de disponer de una cuota de reserva del 2% del total de trabajadores para trabajadores con discapacidad para aquellas empresas con más de 50 trabajadores. Esta norma puede cumplirse con recursos internos o externos y formando parte del propio proceso productivo de la empresa en cuestión o de la contratación de servicios tales como limpieza, jardinería, servicios auxiliares etc.

Por tanto, contar con un Centro Especial de Empleo como partner, permite a las empresas cumplir con los requisitos legales marcados por el estado en materia de integración y ocupación de personas con discapacidad.

3) Externalización de primera calidad

Un CEE es una empresa. Es necesario insistir en esta evidencia. No se trata de una Organización sin Ánimo de Lucro o de beneficiencia. Es una empresa cuya prioridad es la ocupación de personas con discapacidad, por encima de los beneficios que genere. Si bien, un CEE es consciente de que el único camino hacia su viabilidad como iniciativa social es ser cuanto más competitivos posibles, y sabe que ello pasa por ofrecer de forma constante un servicio de incomparable calidad.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.